Chalatenango y Pasaquina no pasaron del 0-0

Chalatenango y Pasaquina no pasaron del 0-0, Fronterizos  sumaron un punto importante, pensando en seguir en zona de clasificación (23), ante un rival como Chalatenango que tuvo opciones para convertir pero le faltó definición y sigue pasando malos momentos en el torneo (16)


Fuente: Varinia Escalante, EDHDeportes.

CHALATENANGO. El norte no fue tan duro. No tanto como para que Chalate le hiciera daño a Pasaquina, de local y en un momento donde los puntos le son necesarios después de ganar un partido en la mesa. Chalatenango y Pasaquina no pasaron del 0-0, esto reflejó la falta de contundencia de ambas escuadras, en un partido de pocas emociones.

Cada equipo trató de dar su propuesta, con parados distintos, en donde los burros tenían más poblada la media (3-5-2) y los norteños pusieron equilibrio en todas las líneas (4-4-2). Sin embargo, la primera parte tuvo poca creación para llegar a los arcos de Dennis Salinas y Willian Torres.

Fue Pasaquina el que se animó a tocar los primeros compases. Salida rápida desde atrás, y toque fluido por el medio. De a poco, los locales trataron de equilibrar el juego, sobre todo con las salidas por derecha de Gustavo López y Wílmar Hernández. Aunque Chalate llegaba, los burros se paraban bien en el fondo.

Ambos cuadros arriesgaron con lo mínimo, queriendo generar juego vertical. Sin embargo, casi siempre fue nulo, desgastante por el calor pero no por el ritmo o por la chispa de un juego peligroso. El duelo se midió más en el medio terreno, con mucho pelotazo largo, la mayoría perdido por los burros, quienes en alguna contra buscaban mucho a Isidro Gutiérrez, por derecha, o a Kevin Sagastizado, por el centro.

El panorama no pintó mucho espacio abierto para una realmente de riesgo. Tanto morados como unionenses probaron poco los reflejos de los porteros, y las más cercanas se fueron pegadas a puerta o las rechazaron certeros los zagueros.

Opciones en blanco

Pero no estaba dispuesto a ceder puntos de local, por eso Chalate salió a buscar los goles al complemento, con el ingreso de Bladimir Díaz. El ataque tenía que cambiar, y lo intentó el cafetero en sus primeros toques.

Pasaquina aguantó bastante las salidas en contra de los norteños, y recibió además algunas faltas de las que poco aprovechó sus tiros libres. Tampoco se lució, como en otros juegos, Daniel Luna, por quien pasaba la mayor parte de balones, al igual que Gutiérrez o Sagastizado, que también cobraron las estacionarias.

Fue Chalate el que se vio así obligado a buscar el resultado y generó dos con Manuel Otero, que las lamentó la poca afición que llegó al estadio. Primero, metió una diagonal que se fue pegada al poste (68′) y a la que nadie logró llegar para solo empujarla. Después, al minuto 74, llegó en una individual frente a puerta y con Torres saliendo al achique, tocó pero la pelota salió rodando hacia afuera.

Chalate realizó sus cambios rápido, intentando dar flujo a su media y adelantando filas. Mientras Pasaquina se fue con cautela y apuntó a cuidar el empate, mandando al final a Raúl González para cerrar filas. De lejos, también se acomodaron los chalatecos por lo menos para salvar la unidad en casa, porque la propuesta se estancó en el último toque.

Si bien puso más énfasis en la salida y el toque a marco, el portero Torres salvó en gran medida a su equipo de un golpe en el último minuto. Terminó así sufriendo más Chalate, por una definición que no llegó; y salió más satisfecho Pasaquina, porque sacó un punto de suelo morado.

 

Comentarios Facebook
Print Friendly, PDF & Email