Otro invisible del equipo. El utilero.

Es como un fantasma, cuando uno menos lo piensa, ya está todo listo para el entreno, las cosas listas solo para utilizarlas, los hidratantes para la hora del receso y final de entrenos o partidos. Todo, absolutamente todo lo que se refiere a detalles deportivos los cubre el: El utilero, nuestro referente, Joselito Galdámez.


Redacción AD Chalatenango

“No, si estas actividades cualquier las hace”,  decía un aficionado que aceptó el reto de ser utilero  por un tiempo. No aguantó ni un solo día de trabajo por tantas actividades que se realizan y casi de manera simultánea.

Desde llevar el agua y los demás hidratantes en Hieleras para mantener una buena temperatura hasta la marcada y pinta de cancha, llevar los balones inflados al punto, son de las actividades que nuestro utilero de siempre, Joselito Galdámez hace a diario para trabajar y ganarse el pan de cada día en el Chalatenango.

Joselito es una persona muy jovial y directo, se resiente cuando pide ayuda en cosas insignificantes y no se le ayuda, como llevarle o aventarle un balón lejano, recoger algún objeto que se cayó al llevarlo a su destino entre otros.

Tiene razón, no es fácil llevar en su lomo esas  hieleras de un extremo al otro de la cancha.

No es sencillo estar aguantando sol todo el día ordenando la cancha colocando las bases delimitadoras, los conos y estructuras de hierro que se colocan en entrenos y calentamientos.

“Pintar la cancha sin equivocarse y mas con pintura no es cosa de cualquiera, ahí se pasa uno con una cinta métrica midiendo y con exactitud, El arbitro o puede comenzar un partido si una medida de la cancha no es la correcta, imagínese y con pintura….”

La inflada de los balones es quizá de las cosas mas delicadas, deben estar exactamente en su punto y presión porque el árbitro lleva casi siempre un medidor de presión. Esto se debe hacer a diario, pues no tendría razón jugar con una pelota con una presión y a la hora del partido sentirla mas liviana por echarle mas aire o mas pesada por quitarle.

Joselito contaba su historia de manera rápida porque el partido comenzaba en un momento.

El entró mucho antes de entrar a la Primera División, con el equipo de Segunda allá por el año 2002, cuando Joselo  era presidente y la camisa llevaba un gran rótulo de Texaco.

Ascendimos a Primera División cuando fuimos campeones y fue el mismo Joselo, presidente del Chalatenango quien le invitó a estar siempre trabajando en el equipo.

Las historias son largas y muy jocosas, “Como cuando nos llevó la que no nos trajo. El día que caímos en un partido y la afición enojada se fue tras de nosotros por los montes para que no nos alcanzara, estaban enojados y cansados de tanta derrota, era la época de la Chochera Castillo allá por el 2006.”

Los tiempos han cambiado, el es un hombre de familia, con un poco mas de peso quizá, pero con el deseo de seguir sirviendo al equipo como siempre lo ha hecho.

Joselito no cambia y esto es lo que lo mantiene siempre en el equipo como un referente del Chalatenango a través del tiempo.

Gracias Joselito. La Directiva, Cuerpo Técnico, Jugadores, Fuerza Morada y Afición te desean larga vida en el AD Chalatenango.

 

Nuestro Orgullo, Mi Identidad!!!!

 

 

Comentarios Facebook
Print Friendly, PDF & Email